¿Como te significas/dignificas mujer en DF?

oaxacaDesde este espacio reitero mi respeto y admiración a “mis mujeres favoritas�.
Hoy es inevitable reflexionar sobre las mujeres y su condición en DF. Para mí, lo más significativo de ser mujer y vivir en esta ciudad, es que auque aún debemos tener nuestras pequeñas o grandes luchas cotidianas, siempre encuentro la suficiente belleza urbana para reinventarme cotidianamente. Quizá muchas otras mujeres no lo consideren de esta manera, lo cual es absolutamente entendible. En DF las mujeres somos matices, crisol en movimiento. De ahí que la serie de situaciones que una mujer debe sortear en DF, suelen ser tan diversas como peculiares. Por ejemplo, cualquier mañana en DF podría caracterizarse por mujeres arreglando su maquillaje antes de arribar a su escuela o centros de trabajo. Ya sea en metro, microbús, taxi o automóvil, es muy común encontrarse a la típica fémina “enchinándose el ojo� o aplicando su brillo labial favorito. Es también recurrente ver los pasos apresurados de una mujer, mientras en la esquina más cercana ya la acecha un chiflido o un “mamacitaa� por parte de algún ente masculino. Cabe aclarar que en esto, el ente masculino no discrimina: alta, morena, güera, gorda, flaca, bonita o fea, de los piropos ninguna se escapa.

Ser mujer en DF puede tener muchas implicaciones, pero lo más característico es la heterogeneidad que caracteriza al género. Encontramos pues a la ejecutiva conduciendo su auto del año; la señora que vende quesadillas y gorditas de chicharrón en un puesto en la calle; la chava que viaja desde el metro Pantitlán hasta el metro Copilco; las niñas de la calle pidiendo monedas en cualquier semáforo; la madre apuradísima por dejar su hijo/a en la guardería antes de irse a su trabajo; la ama de casa iniciando el día desde temprana hora para atender con prontitud a los miembros de su familia; la catedrática universitaria; la madre soltera; las que viven discriminación laboral; las sexoservidoras; las niñas bien; algunas diputadas; las fresas; las nacionales o algunas extranjeras, etc.

DF y sus mujeres son como dice el dicho “de chile, de mole y de pozole�, y por tanto, el sin fin de anhelos y aspiraciones son parte de su lucha cotidiana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *