Asia de Cuba (cerrado)

asiacubaÉrase una vez unos amigos reunidos en una fresca noche de semana en un restaurante llamado Asia de Cuba, que se encuentra en la calle de Campeche de la colonia Condesa. Todos ahí presentes con el firme propósito de festejar el cumpleaños de una amiga. Hasta ahí todo empieza bien y hasta podría ser el inicio de un simpático relato. En realidad es el inicio de lo que probablemente fue una de las peores experiencias gastronómicas en esta ciudad. Como decirles en una palabra el sentimiento que me despertó el Asia de Cuba?

Probablemente asco.

Asco por el mal servicio, asco por el precio elevado de todo, asco por la mediocridad de los alimentos, y asco por la evidente falta de ganas de los empleados cuyo comportamiento parecía más el de unos burócratas a quienes no les interesa tratar bien o mal al usuario.

Después de esta presentación ya comprenderán que esta reseña no será muy buena y que nuestra experiencia en Asia de Cuba fue, digámoslo claramente: muy mala. Ahora les explico el porque.

Desde la llegada la atención no fue muy buena, degradándose con el paso de las horas. Si, porque además de malo el servicio fue tan lento que estuvimos atrapados en este restaurante durante horas y horas, sufriendo de los «malos tratos». Menos mal que estábamos entre amigos lo que hizo de esta experiencia algo menos dolorosas. La decoración del lugar es bastante bonita, minimalista, sobria y espaciosa. A primera vista un lugar atractivo, pero solo desde el punto de vista visual. Cuando llegamos y ordenamos unas bebidas todavía no sabíamos lo que nos esperaba. Nos sirvieron los «drinks» con relativa rapidez. Pero el proceso para tomar la orden que siguió empezó a ser un poco caótico y anunciaba la catástrofe que iba a venir…Mucho tiempo después, el servicio de los alimentos fue lento y equivocado. Al momento de servir los platillos ya no sabían, incluido aquel que nos había tomado la orden, cuales eran para quien. No se les había ocurrido hacer algo tan sencillo como un plano de la mesa o algo para recordar quien había pedido que. Uno de nosotros se quedo sin nada, con un espacio vacío frente a el pues olvidaron preparar lo que había pedido. Pero eso no es lo peor, pues este tipo de accidente puede suceder. Lo ridículo del asunto fue cuando nuestro amigo pregunto la razón por la que su platillo no estaba listo y la respuesta fue “el horno es demasiado chico….» cuando una disculpa explicando que simplemente se les había olvidado hubiera sido suficiente. Ahí no, no solamente no hubo disculpas sino que sacaron una excusa tan ridícula que lo único que se me ocurre decir es: que manera de verle la cara al cliente!!! Éramos la única mesa de TODO el restaurante y éramos 10 personas. Imagínense si hubiese habido otra mesa de clientes o pero aun, si el restaurante hubiese estado lleno! Probablemente nuestra cena se hubiera prolongado hasta la hora del desayuno…

La calidad de los platillos no fue lo que esperábamos, no se puede decir que sea muy mala, tampoco fue exquisito para el paladar. Probamos un pollo a la china que era bastante corriente con mucho picante que ocultaba cualquier otro sabor probablemente existente en la preparación. Las ensaladas fueron de lo mas rescatables, así como el callo de hacha bastante bien preparado. Tuvimos una desagradable sensación con un arroz al coco que después de varias probadas nos dejo un sabor a rancio, probablemente o por el aceite utilizado o por el coco rallado. Cuando nos quejamos de esto con el mesero su respuesta fue “ahorita se lo checo», no supimos más del asunto de toda la velada. Hay infinidades de restaurantes que proponen menús con una marcada influencia asiática y que son mucho mejores que este.

Mi recomendación final seria la de nunca ir a comer o a cenar al Asia de Cuba. Existen tantas otras opciones en esta ciudad, con muchas mejores propuestas, con mejor servicio, calidad de alimentos y mucho más económicas que para perder su tiempo y dinero en lugares así.

Actualización de ultimo minuto: apenas terminando de escribir esta nota me estoy enterando que por lo menos tres de quienes estábamos cenando en Asia de Cuba ayer se sienten mal del estomago y parecen estar enfermándose de algo muy parecido a una intoxicación. Voy a poner un punto final a esta reseña, cualquier comentario adicional ya está de sobra, parece ya una pesadilla…

54 comentarios