AMNESIA

Leonard, después de un violento ataque que acabó con la vida de su esposa, es incapaz de formar nuevos recuerdos. Lo último que tiene en su memoria es la muerte de su esposa, sin embargo, cualquier evento nuevo en su vida, es olvidado una vez que ha pasado. Conoce a las mismas personas una y otra vez, y sobrevive a base de fotografías instantáneas, notas, y tatuajes que le recuerdan los detalles que le dan propósito a su vida: encontrar al asesino de su mujer. Durante su búsqueda, Leonard, al igual que el espectador, se topa con personajes singulares, cuyas intenciones desconoce, extraños que lo hacen cuestionarse si puede confiar en ellos o no cada vez que los encuentra.

«Amnesia» es una película única. De entrada, su estructura es bastante inusual: comienza por el final, y narra los hechos en orden cronológico inverso, en intervalos de aproximadamente cinco minutos. Una segunda línea temporal se entrelaza entre estos lapsos, que más o menos comprenden el máximo período que el protagonista puede recordar. El resultado es tan confuso para el espectador como lo debe ser para Leonard, de forma que conforme la película se desarrolla, los inesperados giros en la historia nos permiten comprender poco a poco lo que está sucediendo en realidad.

Sorprendente e inusitada, «Amnesia» no es una película sencilla, pero logró mantenerme al borde de mi asiento en todo el momento, incapaz de despegar la mirada de la pantalla, en espera de alguna explicación. Sumamente recomendable.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *