POSEIDON

El mar es una fuerza imponente, indomable y caprichosa, de temible fuerza destructora. Los pasajeros del Poseidón adquieren plena conciencia de este hecho cuando una ola gigantesca voltea al monumental barco, literalmente poniendo de cabeza la fiesta en el gran salón del mismo. Un grupo de sobrevivientes, incluyendo un antiguo jugador, un ex-bombero/ex-alcalde, su hija y su novio, una polizonte, una madre soltera con su niño, y un individuo medio altanero emprenden una excursión con el propósito de salir del barco, que está a punto de colapsar en cualquier momento. Durante su camino encuentran diversidad de explosiones, inundaciones, accidentes eléctricos, y toda clase de obstáculos.

Los efectos especiales de «Poseidón» son espectaculares. Le película es un festín visual. Y aunque resulta entretenida, la trama es bastante predecible, algunas de las situaciones son francamente inverosímiles, y los personajes son tan sosos que poco importa al espectador si mueren o sobreviven. Buena película para pasar el rato, pero no esperen verla una y otra vez. Y tampoco esperen salir con deseos de abordar un crucero por el Caribe.

6 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *