El próximo 6 de enero se cumplen 33 años de la muerte del muralista mexicano David Alfaro Siqueiros (1896-1974), quien será recordado con una ceremonia luctuosa el 10 de enero en la Rotonda de las Personas Ilustres, de esta ciudad.

Héctor Tapia Martínez, director de Cultura del Polyforum, comentó que este año se ha preparado un homenaje conjunto con la Sala de Arte Público Siqueiros (SAPS) y se realizará en la Rotonda de las Personas Ilustres, donde se montará una guardia de honor.

A la ceremonia luctuosa, a efectuarse el día 10 de enero, se prevé que asista la directora del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA), María Teresa Franco; Adriana Siqueiros, la hija del pintor; además de personalidades del sector cultural, entre ellos gente que trabajó con el muralista mexicano.

Tal es el caso, agregó, de pintores como Enrique Estrada, Guillermo Ceniceros, Jorge Flores, Arturo Moller y Martha Palau.

Además, dijo, se prevé que en breve concluyan los trabajos del mural «Homenaje al cincuentenario del movimiento muralista mexicano», que David Alfaro Siqueiros pintó hace 35 años, para que sea reinaugurado el 23 de marzo, a 20 años de la muerte de Manuel Suárez y Suárez, quien desarrolló el concepto para construir el Polyforum.

Adelantó que para el mes de agosto se tiene previsto llevar a cabo una exposición con las obras del famoso muralista, quien nació el 29 de diciembre de 1896, en Santa Rosalía, hoy Ciudad Camargo, Chihuahua.

David Alfaro Siqueiros estudió en la Academia de San Carlos, hoy Escuela Nacional de Artes Plásticas. Participó en la huelga estudiantil en contra de los antiguos métodos académicos, al mismo tiempo que tomaba clases en la Escuela Nacional Preparatoria.

En 1922, a instancias de José Vasconcelos, entonces secretario de Educación Pública, el pintor mexicano fue llamado el Movimiento Muralista Mexicano, en cuyo marco pintó su primer mural en el Antiguo Colegio de San Ildefonso.

A partir de entonces creó grandes obras como: «Nueva democracia», «Víctima de la guerra y víctima del fascismo», «Monumento al general Ignacio Allende» y «Por una seguridad social completa y para todos los mexicanos».

También, «Del Porfiriato a la Revolución» y «La marcha de la humanidad en América Latina», «En la Tierra y hacia el Cosmos» y «Miseria y ciencia».

El 6 de enero de 1974 murió en su casa de Cuernavaca, Morelos, y sus restos fueron sepultados en la Rotonda de los Hombres Ilustres.

Notimex

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here