Adriana Siqueiros, hija del muralista mexicano David Alfaro Siqueiros (1896-1974) lamentó que la obra pictórica de su padre «está enterrada como él», en un homenaje celebrado 33 años después del fallecimiento del artista.

Adriana Siqueiros, hija única del artista, encabezó el homenaje cultural que recordó a su padre en la Rotonda de los Hombres Ilustres del Panteón Civil de Dolores en Ciudad de México.

La hija del muralista mencionó en su crítica que el mural «Cuauhtémoc contra el mito» (1932) está abandonado en un edificio público de la zona de Tlatelolco (norte de la ciudad).

«Nadie lo visita y el sitio tiene goteras y no tiene luz», afirmó la hija del artista, que en vida se comprometió políticamente con el comunismo y llegó a luchar como voluntario en el bando republicano durante la Guerra Civil española (1936-1939).

Anunció que pedirá a las autoridades que el mural sea traslado al Centro Histórico de la ciudad para que todos lo vean, porque ahora está «igual que mi papá enterrado, encerrado y se está destruyendo».

Adriana Siqueiros informó de que también solicitará a la directora de la Sala de Arte Público Siqueiros que la obra de su padre se exhiba de forma permanente y salga de los almacenes del recinto mientras que se hacen en el mismo lugar exposiciones de arte contemporáneo de artistas más jóvenes.

Además dijo que se deben restaurar los murales que realizó Siqueiros en su taller del estado de Morelos, y que se dé mantenimiento a los muchos que existen en la ciudad, porque si no se hace así «la obra se irá muriendo poquito a poco».

Indicó que en el caso de los murales del Poliforum Cultural Siqueiros, también ubicado en la capital mexicana, se ha empezado un proceso de restauración en la fachada pero aún falta una intervención en el mural «La marcha de la humanidad», que está al interior del edificio.

Sobre el mural «Ejercicio Plástico», otro de los más famosos y que está encerrado en unos contenedores en Argentina por un litigio entre particulares, Adriana Siqueiros dijo que confía en que sus dueños se pongan de acuerdo y lo restauren.

A este respecto la directora del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA), Teresa Franco, dijo en el acto que se hará una gestión diplomática para que abrir los contenedores y restaurar el mural.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here