Con el mensaje “No cocinen el clima” y un termómetro gigante instalado en el centro de convenciones de Bali, Indonesia, Greenpeace advirtió a los delegados que asisten a las reuniones de Naciones Unidas sobre cambio climático, que trabajen para mantener por debajo de los 2ºC el aumento de la temperatura global del planeta y así evitar que el cambio climático se salga de control. En estas reuniones se espera que los gobiernos acuerden otra ronda de negociaciones para reducir las emisiones de CO2, en el marco del Protocolo de Kyoto.

«La ciencia es contundente: el cambio climático es real y está pasando ahora. Si queremos evitar sus peores impactos es crucial que el aumento de la temperatura global se mantenga por debajo de los 2ºC. Esto no es negociable. Millones de personas en México y en el mundo ya están sufriendo los impactos del cambio climático: lluvias extremas, inundaciones o sequías», dijo Gustavo Ampugnani, director de campañas de Greenpeace México y delegado de la organización en Bali.

Para mantener el aumento de la temperatura por debajo de los 2ºC, las emisiones globales deben alcanzar su máximo en 2015, y luego reducirse drásticamente. Esto significa que los países industrializados deben cortar sus emisiones 30 por ciento para 2020 y 80 por ciento para 2050. En términos globales las emisiones de gases invernadero deben reducirse a la mitad para 2050.

«Greenpeace exige que los gobiernos acordar un calendario para trazar un plan de acción que garantice la sobrevivencia del planeta. Este plan debe incluir una disminución de las emisiones procedentes de la quema de combustibles y ponerle fin a la deforestación, contribuyente masivo de emisiones de CO2», dijo Ampugnani.

En Bali, los gobiernos debe establecer un agenda detallada que asegure que las negociaciones sobre el clima concluirán en los próximos dos años. Para 2009 debe existir un acuerdo que dé continuidad al Protocolo de Kyoto después de 2012 y que establezca compromisos para más países para recortar drásticamente las emisiones de CO2 (1).

Greenpeace cree que es posible evitar que millones de personas se expongan a los peores impactos del cambio climático, como eventos climáticos extremos, crisis del agua o incremento de hambrunas. Esto implica revolucionar la forma en que usamos y producimos energía, además de un firme compromiso de detener la deforestación.

Comunicado Greenpeace México

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here